Marisco: el rey de tus fiestas… y de tu dieta

 

 

En estas fechas aumenta considerablemente el consumo de marisco. Y es que no hay comida navideña en la que éste no esté presente.

Por su comodidad, el marisco cocido es el que más se utiliza en los menús de estos días, ya que se puede preparar con antelación y simplemente hay que emplatar y servir, acompañado con las salsas que más nos gusten.Pero no hay que dejar de lado el marisco crudo, que tanto a la plancha como al horno, se convierte en el mejor primer plato del menú navideño.

Bajo en calorías, sin grasas y lleno de minerales y proteínas, es el mejor aliado para compensar los excesos, aunque hay que tener cuidado con las salsas con las que lo acompañamos. Una ensalada con frutas y hojas verdes, donde el marisco sea el protagonista, es un primer plato delicioso, saciante y ligero. Prueba a ponerle unas gambas o langostinos salteados con ajo y guindilla. ¡Una ensalada templada espectacular!

Cremas, sopas, ensaladas, guisos… cualquier preparación en la que las verduras y legumbres sean los ingredientes principales, se verán reforzadas tanto en sabor como nutricionalmente, equilibrando los desórdenes propios de estas fechas.

 

Como ves, el marisco es, no sólo el rey de tus fiestas, sino el mejor aliado para que la báscula no nos llene de remordimientos. ¡Y además, está delicioso!

#MariscosCastellar #ElSaborDelMar